gema y rosa Entrevistamos a Rosa Aísa, una de las investigadoras del departamento de Economía de la Universidad de Zaragoza que, junto a Gema Larramona, ha elaborado el Diagnóstico de la situación actual de las personas con discapacidad de la provincia de Huesca presentado ayer. 

¿Cómo acogisteis Gemma y tú la propuesta de CADIS de llevar a cabo este estudio de la situación de las personas con discapacidad de la provincia de Huesca?

La acogida fue muy buena y prueba de ello es el trabajo realizado. El tema nos interesaba ya que una parte importante de nuestra investigación a nivel académico se ha centrado en analizar distintos colectivos cuyo nexo en común es que su situación económica no es nada favorable, tales como personas mayores, minorías étnicas, emigrantes y el colectivo de mujeres.

Analizar colectivos que no tienen las mismas oportunidades que el resto de la sociedad permite averiguar qué acciones se deben tomar para conseguir la plena igualdad. Esta investigación sigue esta línea y da un paso más ya que los resultados hallados no sólo se difunden en el ámbito académico, sino que CADIS posibilita la proyección social de los mismos.

¿Habíais trabajado con anterioridad en algo relativo a áreas que afectaran a personas con discapacidad?

No. Esta era la primera vez, de forma que este trabajo se puede decir que está dentro de lo que se denomina aprendizaje-servicio. Por un lado, esta investigación ha servido para conocer la situación actual de las personas con discapacidad en la provincia de Huesca, información especialmente valiosa para la Administración y para las asociaciones ligadas a la discapacidad que son las que tienen que liderar el avance en la consecución de los derechos de las personas con discapacidad, a fin de conseguir que Huesca sea una provincia inclusiva.

Ésta es la parte servicio. Por otro lado, puesto que Gemma y yo no habíamos hecho ninguna investigación anterior sobre discapacidad, en este trabajo hemos tenido que estudiar el estado actual de la literatura económica sobre discapacidad y además a lo largo del proyecto nos han surgido numerosos interrogantes que CADIS, conocedora de lo que es el día a día de las personas con discapacidad, nos ha ido resolviendo. Ésta es la parte aprendizaje.

 ¿Os parecía a priori un proyecto complejo?

Sí, no sólo a priori sino también a posteriori. La discapacidad entraña mucha heterogeneidad y, por tanto, complejidad. La información recabada ha sido muchísima y ha sido muy laborioso seleccionar los resultados más relevantes y transmitirlos de la mejor forma posible a fin de ayudar a su difusión.

¿Cuáles eran las principales dificultades a las que imaginabais ibais a tener que enfrentaros?

La principal dificultad es siempre la recogida de datos y la baja respuesta de algunas preguntas, sobre todo, las que tienen que ver con temas económicos, como el gasto extra ligado a la discapacidad o la cuantía de las ayudas recibidas por tener discapacidad oficialmente reconocida. Afortunadamente Aroa Almazán, trabajadora de CADIS, quien ha llevado el peso de la recogida de datos, lo ha hecho de forma excelente.

Paco Ratia CADIS Huesca Gema Larramona y Rosa Aísa

¿Cómo se ha llevado a cabo el análisis? ¿Cuál es el proceso que habéis seguido?

En primer lugar, se depuran los datos recogidos. Por ejemplo, hay personas que han respondido a la pregunta acerca de si tiene ayuda personal con una respuesta negativa y cuando, a continuación, se les ha preguntado cuál es el perfil de la persona que les ayuda dan un perfil concreto y completo. La respuesta a la primera pregunta es errónea bien porque la persona entrevistada no la entendido o bien porque ha habido un error en la transcripción y hay que depurar este dato.

En segundo lugar, se llevan a cabo distintos análisis estadístico y econométrico, a fin de ahondar en distintas cuestiones que tanto a CADIS como a nosotras nos parecieron relevantes como, por ejemplo, qué demandas tienen todavía por cubrir las personas con discapacidad.

En tercer lugar, y debido a que la información recabada y analizada era cuantiosa, se seleccionó la considerada como relevante y se organizó de forma que la lectura fuera lo más fácil posible.Por último, se han enviado varios borradores a CADIS de forma que sus sugerencias han ido completando y mejorando el trabajo, hasta llegar al documento final..

 ¿Qué datos de los recabados os han sorprendido más?

Personalmente me ha sorprendido que las personas con discapacidad estén muy poco integradas en la empresa ordinaria. Sí se constata que los centros especiales de empleo están funcionando respecto a la inserción laboral, lo cual es muy buena noticia, pero el salto a la empresa ordinaria es todavía una asignatura pendiente.

Otro resultado que no esperaba es que las personas que no viven en Huesca capital no parecen tener un mayor número de demandas insatisfechas que aquellas que viven en Huesca capital, ni siquiera respecto a los servicios sanitarios y rehabilitadores que son uno de los entornos que acumula más demandas insatisfechas.

Relaciones sociales, empleo, actividades culturales y ocio... son los entornos en los que mayor discriminación sienten las pax con discapacidad… pero digamos que son los entornos puntales, los más importantes y decisivos para llevar una vida plena, y encontrar felicidad… Por las encuestas realizadas parece que a 1/3 de la población con discapacidad se le niega esta posibilidad...

Es cierto que un tercio de los encuestados manifiestan haberse sentido discriminados en los 12 meses anteriores a la entrevista, lo cual es un dato preocupante. Además, el estudio detecta que tener pluridiscapacidad o tener que ser ayudado por otra persona son circunstancias que agravan el problema.

Hay que matizar que se trata de una información de carácter subjetivo, basada en la percepción de cada persona y, por tanto, una misma situación puede ser percibida como discriminatoria por una persona y como no discriminatoria por otra persona.

En cualquier caso, la sociedad en general debemos reflexionar sobre nuestra conducta actual. Una primera reflexión, que me la aplico en primera persona, es que las personas que no convivimos habitualmente con la discapacidad tenemos un gran desconocimiento de la misma. Allí las asociaciones vinculadas a la discapacidad pueden ayudarnos al resto de sociedad a evitar situaciones discriminatorias que no las percibimos como tal por simple desconocimiento. Sin embargo, esta reflexión es una opinión muy personal y habría que profundizar más en este tema.

20181114 110918 Small

Habréis conocido, a raíz de este trabajo, la labor de las asociaciones que trabajan con personas con discapacidad, ¿cuál es vuestra opinión acerca de ellas?

En nuestra opinión las asociaciones están realizando un trabajo efectivo para conseguir la plena igualdad. Y no es sólo nuestra opinión. Este estudio pone de manifiesto que las asociaciones están haciendo una labor significativa en la inserción laboral de las personas con discapacidad y también parecen ser eficaces en cuanto a proporcionar información y asesoramiento.

Una vez concluido, ¿cómo calificaríais este estudio?

Creo que no nos corresponde a nosotras calificarlo. Son los lectores quienes tienen que dar su opinión, que nos gustaría compartieran con nosotras. Todos los comentarios que recibamos, tanto positivos como negativos, nos ayudarán a mejorar futuros trabajos.

 ¿Qué os gustaría que pasara ahora? ¿Cuál desearías que fuera el efecto del Diagnóstico?

Nos gustaría que la Administración, en especial, las áreas de servicios sociales, salud y educación incrementaran el diálogo con las asociaciones ligadas con la discapacidad, así como con las organizaciones empresariales y sindicales, a fin de trabajar conjuntamente en las cuestiones que este estudio ha puesto de manifiesto como mejorables.

Y si bien poner en marcha cualquier medida cuesta dinero e incrementa el gasto público, estamos seguras que los resultados (mejora de salud, incremento del nivel educativo, mayor inserción laboral de las personas con discapacidad y creación de nichos de empleo para personas con y sin discapacidad) aumentarán el ingreso público futuro.

Huesca más inclusiva es un proyecto promovido por el Ayuntamiento de Huesca, la Obra Social “la Caixay CADIS Huesca, cuyo objetivo pretende lograr avances significativos en la inclusión de las personas con discapacidad y de las personas con dependencia, así como conseguir la calificación de Huesca como territorio inclusivo.

Consulta aquí el contenido completo del Diagnóstico